Dojo

Nuestro Dojo abrió sus puertas el 19 de enero de 2013, bajo la tutela del Sensei Fray Claudio Calderón, con el objetivo de difundir el Arte de la Paz: El Aikido, en la Ciudad de Cartago. Su enseñanza siempre contempló las diferentes dimensiones física, mental, espiritual y marcial del Aikido. Con él empezaron un grupo de alrededor de 10 personas, quienes con entusiasmo y dedicación, iniciaron el camino del Aikido en Cartago; una parte de ellos continua entrenando hasta el día de hoy. Sensei Claudio siempre mantuvo un espíritu entusiasta y de entrega, que pronto se impregnó en todos los estudiantes, lo cual generó mucha unión de grupo y pasión por el Aikido.

Más tarde se abrió el grupo de niños con edades entre los 5 y 12 años y de los cuales una parte también sigue entrenando hasta el día de hoy. En esta clase se refuerzan temas como los valores morales, la disciplina, la obediencia, la concentración y el aprendizaje del Aikido, mediante juegos que ayudan a los pequeños, a entretenerse, desestrezarse y por supuesto aprender la filosofía del Aikido en todos sus extremos.